miércoles, 18 de enero de 2017

CIELO, DEVACHAN, NIRVANA... ¿SIGNIFICAN LO MISMO?



Cielo, Devachan , Nirvana. Tres palabras que suelen aparecer en la literatura de muchas filosofías y/o religiones tanto occidentales como orientales y que quizás en algún momento nos hayan hecho dudar sobre si se refieren o no a lo mismo.

Para despejar toda posible duda os dejo con un fragmento del Maestro Tibetano en el que nos da unas definiciones claras y precisas sobre estas palabras.

- - - - -

"Será de valor que el estudiante recuerde que el cielo, objeto del deseo aspiracional, consecuencia de las enseñanzas tradicionales y de las formulaciones de los credos doctrinales, tiene para el ocultista varios significados. A fin de obtener una mayor comprensión, serán útiles las siguientes definiciones:

1. El cielo, ese estado de conciencia en el plano astral, concreción de los anhelos y deseos del aspirante por descanso, paz y felicidad. Se basa en las formas que adopta el goce". Es una condición de gozo sensorio, y es construido particularmente por cada individuo para sí, y tan variado como personas participen de él. Para alcanzar el cielo se debe practicar el desapego. Existe la creencia de que es disfrutado por el yo inferior y por el hombre despojado sólo de su cuerpo físico, antes de pasar del cuerpo astral al plano mental.

2. El devachan, ese estado de conciencia en el plano mental, al cual pasa el alma desprovista de su cuerpo astral, actúa en su cuerpo mental o está limitada por él. Es de orden superior al cielo común; la bienaventuranza que en él se disfruta es más mental de lo que entendemos comúnmente por esa palabra; no obstante, se halla todavía en el mundo inferior de la forma y será trascendido una vez practicado el desapego.

3. El Nirvana, esa condición a la cual pasa el adepto, cuando los tres mundos inferiores ya no están "apegados" a él, en razón de sus inclinaciones o karma, y lo experimenta después que

a. ha pasado ciertas iniciaciones,
b. se ha liberado de los tres mundos y
c. ha organizado su cuerpo crístico.

Estrictamente hablando, los adeptos que han obtenido el desapego, pero han decidido sacrificarse y morar entre los hijos de los hombres, a fin de prestarles servicio y ayuda, no son técnicamente nirvánicos, sino Señores de Compasión, comprometidos a “sufrir" y someterse a ciertas condiciones, análogas (aunque no idénticas) a las que rigen a los hombres apegados aún al mundo de la forma."

- La Luz del Alma -

LOS AFORISMOS DE LA YOGA DE PATANJALI
LIBRO PRIMERO
EL PROBLEMA DE LA UNIÓN
Aforismo 15


- - - - -

A nivel personal me atrevería a decir que:

* Cielo es un estado de conciencia creado por nosotros mismos según sean nuestras aspiraciones y deseos (espirituales) en nuestra última vida física. Según nuestra fe, creencias, conocimientos, experiencias, comprensión, sabiduría alcanzada... etc., así será nuestro Cielo, ideado e imaginado en el mundo físico y creado en el plano astral. Todo aquello que hemos ansiado y deseado (positivamente) en el plano físico, puede experimentarse de forma gratificante en el plano astral, pudiendo deducir entonces que, aunque positivos, esas aspiraciones y deseos nos encadenan al mismo, entendiendo que hasta que esa personalidad no se despoja de ellos, no puede avanzar hacia el siguiente estado de conciencia en el plano mental.

* Devachan es un estado de conciencia en el que, de manera exclusivamente mental (sin deseos ni emociones), podemos disfrutar de todos aquellos proyectos, ideas, planteamientos, razonamientos..., que en nuestra vida anterior no hemos podido ver realizados, sirviendo al mismo tiempo este periodo para que el alma proyecte, configure y se prepare para su próxima encarnación según considere sus necesidades evolutivas y de aprendizaje, estando éstas condicionadas por su karma particular. Es decir, no puede proyectar su próxima vida del todo libremente. Debe adecuarse a sus responsabilidades kármicas adquiridas en sus pasadas vidas.

* Nirvana es aquella condición a la que llega el "Adepto" cuando ha logrado superar la atracción de los 3 planos inferiores de experiencia en la materia, condición ésta que alcanza el ser humano cuando se encuentra preparado y es merecedor de recibir la 5a Iniciación, dejando entonces de pertenecer al 4to Reino (el Humano) para pasar a pertenecer al 5to Reino (el Espiritual).


6 comentarios:

  1. Muy, muy interesante que tengamos en cuenta estas diferenciaciones entre Cielo, Devachán, y Nirvana.

    El Cielo es un estado de conciencia astral, cuando el físico ya se ha separado.
    El Devachán es un estado de conciencia mental.
    El Nirvana es un estado de conciencia que se llega a él mediante el desapego total, habiendo superado el físico, el astral y el mental.

    He sintetizado pero sugiero que se lea el texto completo que además es corto y para mi contiene enseñanza que clarifica mucho.

    Gracias Dani.

    ResponderEliminar
    Respuestas

    1. Gracias Ana por tu buena síntesis.

      A nivel personal me atrevería a decir que el,

      * Cielo es un estado de conciencia creado por nosotros mismos según sean nuestras aspiraciones y deseos (espirituales) en nuestra última vida física. Según nuestra fe, creencias, conocimientos, experiencias, comprensión, sabiduría alcanzada... etc., así será nuestro Cielo, ideado e imaginado en el mundo físico y creado en el plano astral. Todo aquello que hemos ansiado y deseado (positivamente) en el plano físico, puede experimentarse de forma gratificante en el plano astral, pudiendo deducir entonces que, aunque positivos, esas aspiraciones y deseos nos encadenan al mismo, entendiendo que hasta que esa personalidad no se despoja de ellos, no puede avanzar hacia el siguiente estado de conciencia en el plano mental.

      * Devachan es un estado de conciencia en el que, de manera exclusivamente mental (sin deseos ni emociones), podemos disfrutar de todos aquellos proyectos, ideas, planteamientos, razonamientos..., que en nuestra vida anterior no hemos podido ver realizados, sirviendo al mismo tiempo este periodo para que el alma proyecte, configure y se prepare para su próxima encarnación según considere sus necesidades evolutivas y de aprendizaje, estando éstas condicionadas por su karma particular. Es decir, no puede proyectar su próxima vida del todo libremente. Debe adecuarse a sus responsabilidades kármicas adquiridas en sus pasadas vidas.

      * Nirvana es aquella condición a la que llega el "Adepto" cuando ha logrado superar la atracción de los 3 planos inferiores de experiencia en la materia, condición ésta que alcanza el ser humano cuando se encuentra preparado y es merecedor de recibir la 5a Iniciación, dejando entonces de pertenecer al 4to Reino (el Humano) para pasar a pertenecer al 5to Reino (el Espiritual).

      Eliminar
  2. Hola Dani, molt interesant!

    Es muy importante esclarecer los conceptos esotéricos ya que así con el tiempo se tornaran más exotéricos o presentes en la conciencia cotidiana de la humanidad.

    Solo comentar un detalle que me ha llamado la atención. Mi reflexion no tiene nada que ver con tu enfoque, que me parece muy correcto, sino que es mas bien una profundización sobre aquello me llamo.

    Fijémonos como el Maestro DK redacta la relación de los tres mundos inferiores con el estado de Adepto:

    "El Nirvana, esa condición a la cual pasa el adepto, cuando los tres mundos inferiores ya no están "apegados" a él”, (en razón de su inclinaciones o karma)

    Y ahora fijémonos como lo redacta Dani:

    "Nirvana es aquella condición a la que llega el "Adepto" cuando ha logrado superar la atracción de los 3 planos inferiores de experiencia en la materia", (cuando se encuentra preparado y es merecedor)

    En verdad las dos dicen lo mismo, pero hay un detalle que me ha llamado la atención. En el primer redactado es como si los tres mundos fueran una entidad propia (conciencia personal) que por el des-interés (vinculado con el karma) de la conciencia superior predominante dejan de tener vida. Aquí los tres mundos “ya no estan”. Se entiende que en la perfección-voluntad del Yo o Adepto todo lo demás muere o deja de existir, es la no-dualidad.

    En el segundo es como si estos tres mundos inferiores como entidad propia afectaran a la conciencia superior y que por tanto esta debe prestar-les su debido interés para así poder los superar conquistar o controlar. Es el esfuerzo triunfador (gracias a que es merecido o kármico) del Yo sobre el no-yo. Es la dualidad como acceso al conocimiento intuitivo o no dual.

    A mi “atención” el pequeño matiz indica que el primero, en su indiferencia divina ya solo “mira hacia arriba”, y el segundo, en su divina aspiración “mira hacia abajo con la intención de ir para arriba”.

    También es verdad que en el apartado escrito por el Maestro también está implícita la palabra esfuerzo con su debido interés a través de:

    a. ha pasado ciertas iniciaciones, (toda iniciación implica un esfuerzo y superación)
    b. se ha liberado de los tres mundos, (toda liberación es claro que va precedida de un esfuerzo y superación),

    pero es como algo que ya ocurrió, ha pasado, se ha liberado …, aunque bien es verdad que en el escrito de Daniel se conjuga como: ha logrado …. Bien.


    Astrológicamente, y pensando en los signos de forma arquetípica, es decir sin pensar en un horóscopo individual y entendiendo que en la unidad de los 12 se amaga el camino hacia la perfección o nirvana, yo diría que tu forma de exponerlo Dani amaga las cualidades de Escorpión-Leo, o el camino del discipulo y la segunda, la de Capricornio-Acuario, el camino del iniciado culminando en adepto.

    Los dos primeros signos están centrados en el esfuerzo-superación o triunfo del Yo sobre el no-yo y su consecuente logro de mayor auto-conciencia, y los otros dos expresan más bien la liberación e incluso la utilización del no-yo por parte del Yo para el servicio que aporta el pertenecer a la conciencia universal.

    Enfín, quizás hay un exceso de análisis en mi planteamiento, y sencillamente dicen lo mismo, pero pienso que era importante entrar en el detalle sobre aquello que me llamo la atención.

    Una abraçada!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En ningún momento se me hubiese ocurrido lo que comentas David (quien escribe lo hace desde su inspiración y subjetividad), pero leído ya más como lector que como escritor,parecería que es como sugieres.

      A veces es difícil dar una opinión respecto a un tema del Maestro y que esa opinión no sea una repetición de lo que el dice, por lo que a veces los juegos de palabras para quien se fija (como tu) en las mismas, puede dar estos resultados. Como comentas, por descontado, yo me identifico como tener que trascender los 3 mundos de la experiencia humana (desde abajo) no como los Maestros (desde arriba ).

      Gracias David por tu presencia y aguda observación

      Una abraçada!

      Eliminar
    2. Hola Dani,

      Es claro que solo podemos hablar desde el nivel de conciencia desde el que nos encontramos y por tanto nuestra trascendencia de los 3 mundos depende del esfuerzo y experiencia en ellos y a través de ellos, así como también del aspecto "destino" vinculado con el karma.

      Lógicamente los Maestros hablan desde mas "arriba", de ahi que en Su escrito el Maestro sea capaz de hablar de los tres mundos como algo trascendido, algo sin poder, desapegado ya de la conciencia principal. Él no utiliza los tres mundos para intentar auto-comprender-se mejor, sino que sabe que están ahi para ser utilizados para Su experiencia superior.

      La pregunta serían,

      hasta que puntos la fuerza del cuerpo físico- emocional y mental nos condiciona o utiliza en nuestro diario devenir?,

      o es quizás nuestro Amor o Voluntad enfocada ya una energía lo suficientemente Inteligente como para utilizar o entender a los 3 menores (físico-emoción-mente concreta)como una herramienta de servicio?

      Los que leemos a DK-Alice Bailey podemos comprender intelectualmente esta etapa (adepto) de la conciencia de la cual nos habla el Maestro, pero es claro que para vivirla como un realidad propia hemos de saber vincular dichas lecturas con nuestra experiencia en los tres mundos y de ahi sonsacar o adquirir mayor conciencia, gracias a Ello (3 mundos + Libros Azules)

      Es decir en una vuelta de espiral mas elevada se trata de relacionar el Amor de la Jerarquía con la Inteligencia de la Humanidad.

      Y por Analogia podemos pensar que un Maestro por Su cuenta también adquiere mayor conciencia a través de la experiencia de relacionar el Amor de la Jerarquia (a la cual pertenece) con la Voluntad de Sambhalla, a la cual "desea" comprender.

      Es pues nuestra obligación, o mejor dicho responsabilidad, compartir con nuestro entorno, "hermanos menores o iguales", la sabiduría adquirida a través de los Libros Azules, así como también es responsabilidad de la Jerarquiza compartir con sus "hermanos Humanidad" los conocimientos, o quizás seria mejor decir Voluntades, adquiridas en Sambhalla.

      Una abraçada Dani i graciés per compartir!

      Eliminar
    3. Gracias a ti David por ampliarnos con tu comentario la comprensión general del artículo.

      Una abraçada

      Eliminar